lunes, 10 de noviembre de 2014

Luz otoñal.



Hay una leve luz caída
entre las hojas de la tarde.
Dame
tu mano y cruza
de puntillas conmigo
para nunca pisarla,
para no arder tan tenue
en sus dormidas brasas
y consumirte lenta
en el perfil del aire.

J. Ángel Valente (1929-2000)


21 comentarios:

Ginebra dijo...

Y es que la luz de otoño es preciosa, quizá la luz más fotogénica de todas. Bonito poema para acompañar una imagen original sobre esta estación tan "artística" sobre la que se ha escrito, pintado y retratado.
Te has puesto de acuerdo con Ñoco en el post de hoy:)
Besos y un placer haberte conocido, de verdad.

S. dijo...

Me gusta esa luz. Valente sabía escoger del catálogo de lo bello lo mejor. Una delicia.

ñOCO Le bOLO dijo...


Yo te diría que la última frase de Ginebra me da envidia.
Bueno, y te diría que coincidimos en otoños, que tu otoño urbano es una maravilla con esas luces bajas del amanecer y esos fríos suelos.

· VVRTSdCLRS... de el decano

· LMA · & · CR ·

La utopía de Irma dijo...

PUes yo diría.... que gracias por tu comentario utópico y ojalá consigamos hacer realidad esa utopía entre todos y también diría que me encanta tu foto otoñal y me apunto a las envidias de ñoco con la frase final de Ginebra, da gusto veros a todos en este rinconín.

Besines utópicos, Irma.-

Sergio DS dijo...

Esas hojas me suenan.
;)

(Precioso poema)

Entre palmeras... dijo...

Se escucha en ellas, la magia del otoño.

Preciosa entrada.

Me dejas copiar el poema para en un tiempito libre ponerlo en mi blog??

Abrazos muchos y linda semana

virgi dijo...

JA Valente es maravilloso.
Y tú has sabido plasmar esa brisa delicada y mortecina.
Un beso, cielo.

a volvo dijo...

Es la estación que más me gusta, Ginebra, por todo lo que comentas: me encantan sus colores, aunque para disfrutarlos tenga que ir hasta "otras ventanas" :). Pues no nos pusimos de acuerdo pero mira, coincidencias del azar; ya me gustaría ser yo la autora de sus otoños... Gracias, de verdad. Besos para ti también.


Una luz "caída", magnífica, para que todas esas sombras cobren vida, S.. Me alucinan los poetas capaces de utilizar ese "catálogo" donde figuran las sutilezas más hermosas, o hermosamente descritas, de sus vidas. Besos.


Pues yo te diría, como dicen en mi pueblo... Tendrás tú mucha queja, Ñoco, anda, anda :)) Puntualizo que era al atardecer, pues yo los amaneceres los duermo, como ambos son tan aparentemente iguales ¿para qué madrugar?, pero soy consciente de lo que me pierdo. No se puede tener todo. VVRTSdCLRS también para ti sr. decano.


Ojalá se consiga "esa" utopía y otras, Irma, estamos tan necesitados... Y nada de envidias (mira que la palabra es fea!), aquí todos somos iguales (dentro de nuestras diferencias) porque nos miramos desde la misma altura: la complicidad. ¿Querrás decir ver-nos, no? :) Besines utópicos para ti también.



a volvo dijo...

Supongo que sí te sonarán, Sergio, porque es justo al lado de donde expusiste el otoño pasado :) Besos.


Su peculiar sonido, Entre palmeras: pisar las hojas secas y convertirlas en polvo para contribuir al (re)nacimiento de la primavera. El poema es libre (por ahora, que yo sepa,), así que ya sabes... Abrazos también para ti.


Sí que lo es, Virgi, como tantos otros que, al leerlos, nos dejan sin aliento. Eres tú que sabes mirar :)) Beso y beso también para ti, cielo.


Piruja dijo...

Hola volvo, es preciosa la imagen, has tenido una idea genial al sacar este momento, esta estación para mi es muy bonita por su luz, colores, aunque aqui en la ciudad no los disfrutemos como debe ser, pero no hay mas remedio que conformarnos con lo que tenemos.
El poema me encanta, has tenido un gran acierto en acompañar la imagen con este poema que le va como anillo al dedo, precioso todo:)

Besos.

Anónimo dijo...

Oye, Toño, se nos acaba el otoño
Confidencias de la parte de guerra cevil:

1- Que dicen por Pardo o por parbo que la justicia nada queriendo hacer la idem para no perder la compostura y ser del pueblo apreciada.
2- Y por Zarzuela y zarzamora que la cosa les toca los cojones y ahora es momento de entrega y regenera pues si al anterior tocole dejarlos atrás a éste la parte que le arrima es solventar tanta comisión y prima que otros se la guarden.
3- Noticias llegan a mogollón de teletipo y es macuto de la radio que se hace ahora por deslumbrar al vulgo, gente y común.
4- A cuanto porco su martín-gala le llega y de esos rescoldos salen presuntos y chourizas de las de tira y ristra espanzurrada.
5- Y por el invierno, cuentan también, por la Cuesta de las Perdices se hacen buenas curas al fresco para diciembre y enero.

Ya le enviaré otras de esas tipo de la tele

karras dijo...

Las hojas diríase actúan como baterías que se recargan con las últimas luces pues parecen brillar por si mismas en esas horas.
Uno busca constantemente algo impactante y a veces lo tenemos (como en esta ocasión) a nuestros pies.
Me parece una preciosidad el momento captado y es que por mucho que te lea siempre logras sorprenderme.
Besotes.

Marie dijo...

jolie composition.

a volvo dijo...

Añoro poder pasear por el paisaje otoñal, Piruja. En otras latitudes, con rodar un par de kilómetros ya estás dentro de la Naturaleza, aquí hay que irse bastante lejos para poder disfrutar del color de las hojas caducas… La verdad es que no me conformo pero me aguanto :))) no me queda otro remedio. Besos para ti también.


Pero… ¡si acaba de empezar1, Anónimo, de todas formas por estos lares da igual porque la nieve nunca llega, disfrutamos de un otoño light que se prolonga hasta la primavera. En cuanto al resto… cinco puntos muy a la orden del día. Se nota que está informado :) Besos.


Te has fijado bien, Karras, yo me había fijado más en la sombra que algunas "proyectan"; se nota que tú eres más positivo :))) Me encanta la segunda frase; a veces lo mejor lo tenemos al lado pero no lo apreciamos porque pensamos que lo "inalcanzable" es mejor. La capacidad de sorprenderse es casi un lujo que poseen los niños, por su mente abierta a todo, sin cortapisas… No la perdamos nunca. Besotes para ti también.


Merci, Marie. Convient de temps!… Je suis contente de vous relire. Bisous.

Sneyder C. dijo...

Sera que el otoño me gusta por su color, su cálida luz y su envolvente romanticismo para consumirlo lentamente…

Un cálido abrazo

bisílaba dijo...

mmm los amarillos, las hojas, la luz otoñal tan intima... Y tu "ojo electrónico" a punto para captarlos. Y esta bisílaba dejando a usted un abrazo.

a volvo dijo...

Agradezco tu comentario, Sneyder. por aportar una palabra que tenía muy olvidada en el fondo del baúl, a punto de apolillarse... "romanticismo". Queda anotada. Otro cálido también para ti.


Bueno, bueno... qué SORPRESÓN, bisílaba, estoy como unas castañuelas y nunca como hoy cobra vida ese avatar tuyo, corriendo hacia las palabras para abrazarlas... Me siento como una de ellas :) Un achuchón enorme.


Esmeralda dijo...

El otoño una maravilla, como casi todo, con él hay una gran suerte ... hay tantos otoños como personas que se fijan en el.
Tu otoño me gusta, original y urbano, es lo algunas nos podemos permitir.

tD+++++b

alp dijo...

Qué maravilla de otoño..y que pasada de foto..un abrazo desde Murcia...

Marie dijo...

jolie lumière, c'est bien vu.

a volvo dijo...

Como se suele decir "A falta de pan, buenas son tortas", Esmeralda, los urbanitas que no tenemos a mano bosques intentaremos disfrutarlo en los parques. Me gusta eso de …hay tantos otoños como personas que se fijan en él. +++++ también para ti.


Me alegro de que te guste, alp. Otro para ti.


Merci, Marie. Bisou.